Él mira tu Corazón

Él mira tu Corazón

Amados hermanos y hermanas.

En 1ª de Samuel 16:7 dice lo siguiente: “Pero el Señor le dijo a Samuel: No te dejes impresionar por su apariencia, ni por su estatura, pues yo lo he rechazado. La gente se fija en las apariencias, pero yo me fijo en el corazón.”

No es lo que aparentes ser, lo que llama la atención de Dios sobre tu vida. Es la condición de tu corazón la que lo atrae. Determínate a no vivir de apariencias, sino vivir cada día en lo genuino con un corazón que agrade a Dios. Revisa las intenciones que nacen de tu corazón y mantenlo sano y limpio. Allí está la clave para una vida de intimidad con tu Creador. Debes saber que Dios mira al corazón, no la apariencia exterior. No juzgues basándote exclusivamente en los que ves. Cuida tu corazón y frena tu boca. Evita juicios hacia los demás y tendrás un caminar santo en devoción y fidelidad. Busca la sabiduría: eso es entender y aprender a pensar como Dios. Dios te conoce, te formó, sabe cuál es tu potencial y lo que eres capaz de lograr. Por lo tanto, no tienes derecho a dudar de ti. Confía en tu Creador porque Sus obras son buenas y siempre tienen un propósito.

Dios te bendiga en este día.

Toma un tiempo para orar.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

X
X