Hacer todo para la Gloria de Dios

Hacer todo para la Gloria de Dios

Amados hermanos.

En 1 Samuel 17:49 dice lo siguiente: “Metiendo la mano en su bolsa sacó una piedra, y con la honda se la lanzó al filisteo, hiriéndolo en la frente. Con la piedra incrustada entre ceja y ceja, el filisteo cayó de bruces al suelo.” (NVI)

El capítulo 17 de 1ª de Samuel contiene una tremenda enseñanza para nosotros hoy. Gran parte destaca que el joven David, tenía un sólo objetivo y era derribar al gigante Goliat, la razón que tenía era en defensa de su fe y dar testimonio a su pueblo que Dios se merece toda honra y toda gloria. Con este testimonio muy práctico podemos decir que para alcanzar un objetivo, debemos tener convicción y precisión. La enseñanza que aquí encontramos es que no debemos perder tiempo en rodeos, no invertir mal los recursos que disponemos. La Palabra de Dios nos enseña a ser precisos en nuestras decisiones, en nuestras acciones y eso siempre traerá buenos resultados. Las situaciones gigantes que nos asechan caerán fácilmente si somos precisos, sí, necesitamos hacerlo todo bajo la dirección de Dios. El apóstol Pablo nos dice a través de 1ª de Corintios 10:31 que las cosas van a funcionar cuando todo lo que hagamos, lo hagamos para la gloria de Dios. Si tu decisión es dejarte llevar por los propósitos de Dios, vas a alcanzar tus objetivos y nada ni nadie te va a quitar lo que te pertenece.

Dios te bendiga en este día.

Toma un tiempo para orar.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

X
X